Cairbar - ESPIRITAS

Ciencia
Filosofía
Religión
El Portal de los Espíritas
Vaya al Contenido
Cairbar Schutel
(1868 – 1938) Brasil – el padre de los pobres


Caírbar Tavares de Souza Schutel, más conocido por Caírbar Schutel, es una de las personalidades espíritas más destacadas del Brasil y del mundo. Por ese motivo y en su homenaje es que centenas de Centros Espíritas y Departamentos Asistenciales brasileños llevan su nombre.
Nació en Río de Janeiro, el 22 de septiembre de 1868 y desencarnó el 30 de enero de 1938 a los 70 años de edad, en Matâo, San Pablo. Era hijo de un comerciante, Anthero de Suoza Schutel, y de Rita Tavares.
A los 9 años de edad falleció su padre y seis meses después su madre, quedando al cuidado de su abuelo, el doctor Henrique Schutel, médico, quien lo hizo estudiar en el Colegio Imperial Pedro II. Dos años abandonó el Colegio y la casa de su abuelo para trabajar, como práctico en una farmacia. Su tío Duarte Schutel, médico y periodista, también le ofreció otra ocupación con mejores perspectivas, pero no aceptó porque quería desarrollarse con autonomía, sin tutela de ninguna especie, tal vez obedeciendo a la voz de su destino.
A los 17 años se trasladó al Estado de San Pablo, ejerciendo su profesión en la ciudad de Piracicaba. Allí estuvo al frente de una farmacia.
Poco después se transfirió a Araraquara y más tarde a Matão, donde fundó una farmacia, algo que impresionó a los moradores, ya que el lugar no pasaba de ser un distrito. En 1898, consiguió, por intermedio de un proyecto del Diputado Francisco de Toledo Malta, la creación del municipio de Matão, siendo su primer alcalde y por lo tanto, uno de sus fundadores.
Allí vivió 42 años, trabajando afanosamente por el progreso de la localidad y durante algunos años fue la principal figura política del lugar. La ciudad de Matão mucho le debe a la ilustre figura de Schutel, lo que valió para que se diera su nombre a una de sus principales calles.
Siendo católico apostólico romano por tradición, mucho hizo para brillo de esa religión, con la misma sinceridad que caracterizara a Saulo de Tarso. El catolicismo, sin embargo, no correspondía a sus más íntimas expectativas.
Su conversión al Espiritismo se produjo a través del padre de un amigo suyo, un conocido y respetado espírita, a quien pidió le permitiera asistir a las sesiones mediúmnicas, pero éstas habían sido suspendidas hacía dos años por el bajo nivel de Espíritus comunicantes. Caírbar no se desanimó por eso y le manifestó el deseo de presenciar un trabajo mediúmnico. El Sr. Calixto Prado accedió, recibiendo en esa oportunidad una comunicación tan elevada que entusiasmó al futuro apóstol del Espiritismo.
Tiempo más tarde, recibió mensajes por medio de golpes a través de la mesita, los que lo convencieron de la existencia de seres extraterrestres y, posteriormente, en él mismo emergieron distintas mediumnidades, entre las que se destacaba la psicografía, recibiendo un mensaje de su padre, que le demostraba su supervivencia.
En ese entonces resuelve estudiar todas las obras básicas de Allan Kardec, así como las subsidiarias publicadas hasta la fecha en portugués. Uniendo teoría y práctica, el 15 de julio de 1905, funda el Centro Espírita “Amantes de la Pobreza” que continúa funcionando hasta nuestros días en la ciudad de Matâo. El 15 de agosto lanza un nuevo semanario espírita, que tituló “O Clarim”. Al poco tiempo, gracias a su brillante estilo y a la fuerza de su argumentación; alcanzó el apreciable número de 10 mil suscriptores.
A pesar de las hostilidades de que era objeto, repartía centenares de folletos de propaganda y viajaba por las ciudades cercanas dando conferencias.
Sostuvo numerosas polémicas con representaciones religiosas y científicos de diversos sectores, realizando campañas a favor de la separación de la Iglesia y el Estado, en rechazo de la enseñanza religiosa obligatoria en la escuela pública.
Estimulado y sostenido económicamente por su amigo Luís Carlos de Oliveira Borges, funda el 15 de febrero de 1925; la “Revista Internacional del Espiritismo” de estudios filosóficos y científicos, con circulación en Brasil y el exterior. Esta notable revista de aparición mensual cuenta con la colaboración de eminentes personalidades mundiales como: Arthur Conan Doyle, Oliver Lodge, Charles Richet, Gabrielle Delanne, Ernesto Bozzano, Gabriel Gobrón y otros más, con quienes mantenía correspondencia.
Creó la Empresa Editora O Clarim, con talleres propios, publicándose en ella los dos periódicos mencionados, además de libros de escritores espíritas y los suyos propios.
Dejó escritos una serie de libros, sobre los más variados temas, considerados clásicos en Brasil y que son reeditados hasta la fecha. Entre ellos mencionaremos los siguientes:

Espiritismo y Protestantismo, 1911
Histerismo y Fenómenos Psíquicos, 1911
El Diablo y la Iglesia, 1914
Médiums y Mediumnidad, 1923
Génesis del Alma, 1924
Materialismo y Espiritismo, 1925
Parábolas y Enseñanzas de Jesús, 1928
El Espíritu del Cristianismo, 1930
La Vida en el Otro Mundo, 1932
Vida y Actos de los Apóstoles, 1933

Caírbar Schutel fue el precursor de la difusión doctrinaria espírita por medio de la radiofonía en el mundo. En el año 1936 dictó por este medio, una serie de conferencias por la Radio Cultura de Araraquara. Estas conferencias fueron publicadas en el libro Conferencias Radiofónicas (1937), de 206 páginas.
Además de ser un hombre de fe, un trabajador incansable y realizador, era también un orador convincente. Como periodista escribió mucho, dejando crónicas y reportajes en distintos órganos de la prensa profana.
Schutel sabía de la importancia de la mediumnidad para demostrar la supervivencia del alma humana, entre otras, la de la mediumnidad fotográfica, como también la obra de servicio que ella puede cumplir en el trato de las obsesiones, llegando su casa a convertirse en un sanatorio mental de emergencia en el que los obsesores eran atendidos fraternalmente. Por lo cual, dado que éstos aumentaban considerablemente, alquiló una casa grande en 1912, en la que podían contar con mayores posibilidades y recursos para atender a los dolientes.

Los mismos enemigos del Espiritismo no se animaban a atacarlo. Tal era la autoridad moral que tenía en el seno del pueblo, que su pensamiento y su obra inspiraban respeto y admiración, llegando a calificarlo entre los profanos como El Padre de la Pobreza, en reconocimiento al tesón y ardor puesto en su obra de solidaridad para con los necesitados del cuerpo y del espíritu, propios de un auténtico cristiano.
Contrajo matrimonio con María Elvira da Silva, popularmente conocida como Mariquinha. Ella fue un ejemplo de dedicación y amor, que falleció algún tiempo después de su casamiento, víctima de lepra.
Su desencarnación se produjo en plena tarea y después de una corta enfermedad. El pueblo de Matâo había perdido físicamente a un apóstol, como lo tenían conceptuado. Su inhumación evidenció el sentir general de las gentes, cerrando el comercio sus puertas y paralizando sus actividades la industria. Asimismo, las autoridades decretaron izar el pabellón nacional a media asta con un crespón en señal de duelo. En el Teatro Municipal de Araraquara y en un gran número de ciudades del Brasil se realizaron sesiones solemnes a su memoria, y la profana de Río de Janeiro, San Pablo y Bahía, incluso extranjeros, se hicieron eco con sentidos e importantes artículos.
Gabriel Gobrón, el gran discípulo de Léon Denis, escribió en la Revue Spiritie Belge, de mayo de 1938, un notable comentario titulado: “Un gran ejemplo a imitar”. Diciendo al final del mismo: “Caírbar Schutel: mi dulce y grande hermano, fuiste de esos Espíritus raros que se reconocen no por los torrentes de sus bellas palabras, sino por los gestos y las acciones que practican en servicio del prójimo”.
El último escrito de Caírbar Schutel, notable síntesis de las consecuencias de la Doctrina Espírita, publicado en su Revista Internacional do Espiritismo, decía:
“El Espiritismo vino para producir una reforma mundial."
“Su Doctrina, altamente filosófica, abarca todas las necesidades vitales de la humanidad."
“Sus principios, basados en los hechos supra normales del animismo y en los fenómenos llamados espíritas, relativos a las manifestaciones de los “muertos”, vinieron a resolver todos los problemas que, semejantes a la esfinge devoradora, han desafiado a la argucia y a la sabiduría de los mayores filósofos de todos los tiempos.”
Fuentes consultadas:
• Fundación Espírita Allan Kardec Depto Editorial 18 de abril, Síntesis biográfica incluída en la obra “Histeria. Fenómenos psíquicos y Curas Espiritistas” de Caírbar Schutel.
• Luz Eterna– Revista de Actualidad Espírita, Nº 16 – Noviembre de 2010, artículo: Biografía. Buenos Aires, Argentina.
El Portal de los Espíritas
Regreso al contenido